Mi destino eres tu.


Eres como mi sombra que le da celos al sol, piel de nácar que agrada mis ojos, tu cuerpo es regalo envuelto en ceda. Mis ojos te recorren en zig zag, pues las formas de tu cuerpo forman parábolas imposibles de razonar, contigo las mañanas son una aventura.  Si te pierdo serias mi infortunio, le doy gracias a dios por ser mi postre  después de mi desayuno y convertirte en la cafeína que le da sabor a mi café. No hay mejor motivación para volver a casa y ver que adornas la ventana, posándote a la espera de mi llegada, no hay duda me tienes prisionero del rose de tus mano, tus besos se vuelven tiranos de mis labios, no sabes cuánto le agradezco a dios ser parte de tu destino.

Derechos de autor: Juan Hernandez.
HTTP://WWW.SAFECREATIVE.ORG/WORK/1709203558460

Entradas populares